See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Detienen enfermedades de transmisión sexual

Suministrar antibióticos a las personas infectadas para sus parejas disminuyó la tasa de retransmisión

MIÉRCOLES 3 de agosto (HealthDay News/HispaniCare) -- Cuando a un paciente se le diagnostica una enfermedad de transmisión sexual (ETS), suministrarle antibióticos para su pareja sexual puede prevenir la diseminación o recurrencia de la infección, informan investigadores de los EE.UU.

El estudio de 977 hombres en una clínica de ETS de Nueva Orleáns encontró que suministrar a los hombres (a quienes se les había diagnosticado clamidia o gonorrea) con antibióticos para que se los dieran a sus parejas sexuales fue más efectivo que los métodos tradicionales de tratar de contactar y tratar a las parejas.

Cuando se les dio medicamentos para llevarlos a sus parejas sexuales femeninas, los hombres eran más propensos a ver y hablar con sus parejas sexuales sobre la ETS que cuando a los hombres simplemente se les pidió que informaran a sus parejas sobre su exposición a la ETS, según un informe en la edición del 1 de septiembre de Clinical Infectious Diseases.

Alrededor del 70 por ciento de los hombres que recibieron antibióticos para tratar a sus parejas sexuales dieron la intervención a sus parejas, en comparación con el 48 por ciento de los hombres a quienes se solicitó pedir a sus parejas que obtuvieran tratamiento para la ETS, y el 58 por ciento de los hombres a quienes se pidió informar a sus parejas y a quienes también se les dio una tarjeta de referencia.

El estudio también encontró que los hombres en el grupo de tratamiento entregado por los pacientes y el grupo al que se le dieron tarjetas de referencia tenían mucho menos probabilidades que los hombres en el grupo de recomendación estándar de pareja a resultar positivos en una prueba posterior de clamidia o gonorrea.

A pesar de la efectividad del tratamiento de pareja entregado por el paciente, este método aún no se usa ampliamente, principalmente debido a los temores sin fundamento de los médicos, anotó la autora del estudio Patricia Kissinger, de la Facultad de Salud Pública y Medicina Tropical de la Universidad de Tulane.

"Los profesionales de la salud le temen a la responsabilidad legal, particularmente si las parejas tienen efectos secundarios. En tres ensayos aleatorios [sobre el tratamiento para la pareja entregado por el paciente] que han sido llevados a cabo, no ha habido reportes de eventos adversos", afirmó Kissinger en una declaración preparada.

Más información

La American Academy of Family Physicians tiene más información sobre las ETS.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
FUENTE: Infectious Diseases Society of America, news release, July 27, 2005
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined