See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Las vacunas anuales contra la gripe ayudan a evitar que los adultos mayores tengan que ser hospitalizados

hospital patient in bed

LUNES, 8 de enero de 2018 (HealthDay News) -- Parece que la temporada actual de gripe será mala, pero hay buenas noticias para los adultos estadounidenses que se pusieron la vacuna contra la gripe.

Una nueva investigación muestra que en los adultos mayores, recibir fielmente la vacuna cada año reduce en gran medida las probabilidades de contraer una gripe tan grave que los lleve al hospital.

Los investigadores encontraron que la vacunación repetida contra la influenza ofrece el doble de beneficio en los adultos mayores, con una efectividad del 74 por ciento en cuanto a la prevención de admisiones a la unidad de cuidados intensivos (UCI) y del 70 por ciento en cuanto a la prevención de los fallecimientos.

Los hallazgos respaldan la idea de que vacunarse contra la gripe no siempre previene la gripe, pero puede hacer que sea más leve en los que la contraen, señaló el autor del estudio, el Dr. Jesús Castilla, investigador en el Instituto de Investigación Sanitaria de Navarra, en Pamplona, España.

"La gran magnitud del efecto de la vacuna en la prevención de la influenza grave nos sorprendió", aseguró Castilla. "Nuestros resultados muestran la importancia de la vacunación anual para prevenir la influenza grave en la población anciana".

"La prevención de la influenza grave se observó sobre todo en los pacientes que se vacunaron de forma repetida tanto en la temporada [de gripe] actual como en las anteriores, lo que refuerza la recomendación de la vacunación anual contra la influenza en las personas mayores", añadió.

Cada año, millones de estadounidenses enferman de gripe, lo que resulta en cientos de miles de hospitalizaciones, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. Las muertes relacionadas con la gripe variaron entre 12,000 y 56,000 al año entre 2010 y 2017, según estimados de los CDC.

Los adultos mayores, cuyos sistemas inmunitarios no son tan robustos, son más propensos a sufrir resultados graves por una infección con la gripe, lo que incluye hospitalizaciones, complicaciones y fallecimientos, anotó Castilla.

"La vacunación anual actúa como un refuerzo para su respuesta inmunitaria", dijo. "En otras palabras, la protección aumenta en comparación con el efecto de la vacuna en una sola temporada".

En la nueva investigación de Castilla y sus colaboradores participaron cientos de pacientes hospitalizados, de a partir de 65 años de edad, que tuvieron influenza (casos tanto graves como menos graves) además de pacientes que no tenían la infección.

Las personas que habían recibido una vacuna contra la gripe en la temporada de gripe actual y en las tres anteriores tenían la mitad de probabilidades de desarrollar un caso grave de gripe, encontró el estudio.

"Creo que es tranquilizador que lo que recomendamos a la gente que haga (que se vacune cada año) en realidad sí ofrece cierta protección adicional", comentó la Dra. Marci Drees, que no participó en el nuevo estudio. Drees es funcionaria de prevención y epidemióloga hospitalaria en el Sistema de Atención de la Salud Christiana en Wilmington, Delaware.

"El mensaje más importante es ponerse la vacuna y no preocuparse de su efectividad este año", añadió Drees, haciendo referencia a preocupaciones de que la vacuna actual en EE. UU. podría ofrecer una efectividad apenas marginal.

"La gente podría ser más propensa a no ponérsela, pero este estudio de verdad enfatiza que un beneficio primario de un año tras otro de ponerse la vacuna contra la gripe de forma constante es que ayuda a evitar que las personas tengan que ingresar en el hospital y en la UCI", enfatizó.

Desarrollar la vacuna de cada año es complejo, explicó Drees. Las autoridades de la salud del Hemisferio Norte observan qué cepas del virus circularon más en el Hemisferio Sur en los meses anteriores, y entonces adaptan la vacuna a esas expectativas.

"Conlleva adivinar un poco... y no siempre adivinan correctamente", dijo.

Los estudios recientes muestran que la vacuna contra la gripe reduce el riesgo de enfermedad gripal en un 40 a un 60 por ciento en la población general.

Drees dijo que le gustaría ver una investigación que se enfoque en poblaciones más jóvenes, que incluya a los niños, para determinar si las vacunas repetidas ofrecen una protección similar.

"Cada vez que se vacuna, fortalece a su sistema inmunitario", afirmó. "Sabemos que la inmunidad se debilita más rápidamente en las personas mayores, así que es probable que ese refuerzo un año tras otro contribuya a la protección que observamos contra la enfermedad grave".

El estudio aparece en línea en la edición del 8 de enero de la revista CMAJ.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. tienen más información sobre la vacunación contra la gripe.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

logo
FUENTES: Jesus Castilla, M.D., Ph.D., researcher, Navarra Institute for Health Research, Pamplona, Spain; Marci Drees, M.D., M.S., infection prevention officer and hospital epidemiologist, Christiana Care Health System, Wilmington, Del.; CMAJ, Jan. 8, 2018, online
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined