See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

A muchos niños les falta seguro, a pesar de que sus padres están asegurados

Un estudio sugiere que más de tres millones de niños están en esta situación

MARTES; 21 de octubre (HealthDay News/Dr. Tango) -- Que los padres estén asegurados no significa necesariamente que lo estén los hijos.

Eso aseguran investigadores que hallaron que más del tres por ciento de los niños y adolescentes estadounidenses no tienen seguro o están infraasegurados en algún momento de un año dado, a pesar de que al menos uno de sus padres tiene seguro de salud.

Eso significa que cerca de tres millones de niños estadounidenses no reciben ningún tipo de atención médica y no tienen acceso a medicamentos recetados durante un año completo. Poco más de la mitad de esa cantidad reúne los requisitos para cobertura pública pero no está inscrita.

En general, según el estudio, más de nueve millones de niños estadounidenses carecen de seguro y unos 18 millones tienen una brecha en algún momento.

"Esto significa que millones de padres no tienen acceso estable y continuo a cobertura de atención de la salud para ellos y sus hijos. Se trata de realidades dolorosas, decisiones de renunciar y retrasar la atención todos los días"; señaló en una conferencia de prensa el martes la Dra. Jennifer E. DeVoie, autora del estudio y profesora de medicina familiar de la Universidad de salud y ciencias de Oregón en Portland.

La conferencia fue financiada por la Journal of the American Medical Association, que publicó el estudio de DeVoe, junto con otros estudios sobre preocupaciones relacionadas con la salud, en una edición especial del 22 al 29 de octubre sobre la salud del país, "Health of the Nation".

La falta de cobertura de atención de la salud para los niños puede tener consecuencias graves, según otro estudio en la misma edición de la revista. Cerca de la mitad de los niños estadounidenses que no tienen seguro de salud tuvieron que resignarse a no recibir atención médica o medicamentos recetados mientras no tuvieron seguro, según los investigadores del Centro médico de la Universidad de Rochester. Muchos más niños tuvieron que resignarse a no recibir atención preventiva, lo que incluye las vacunas necesarias.

Los autores del primer estudio examinaron entre 2002 y 2005 datos sobre niños y adolescentes menores de 19 que vivían con al menos uno de los padres. Más de 39,000 personas participaron en el estudio.

Su análisis halló que el 3.3 por ciento de los niños y adolescentes carecía de seguro, a pesar de que al menos uno de sus padres estaba asegurado.

Los niños y adolescentes que no tenía seguro tenían 58 por ciento más probabilidades de ser hispanos que blancos no hispanos, el doble de probabilidades de tener ingresos bajos en lugar de pertenecer a una familia de alto ingreso, tenían 48 por ciento más probabilidades de tener ingresos medios que altos y el doble de probabilidades de provenir de un hogar con un solo padre que de uno con ambos padres casados.

En comparación con aquellos niños de los cuales al menos uno de sus padres tenía educación secundaria, los niños cuyos padres no tenían esta educación tenían 44 por ciento más probabilidad de no tener seguro, también tenían 64 por ciento menos probabilidades de tener seguro si sus padres tenían cobertura pública en lugar de un seguro privado.

En la teleconferencia del martes, DeVoe presentó testimonios grabados de padres estadounidenses frustrados por su incapacidad para asegurar cobertura de atención de la salud para sus hijos. "Cuando se trata de salud, ¿cómo se le puede decir que no a un niño?", dijo una madre no identificada. "Me hace sentir muy mal".

Y en otro estudio, investigadores del Centro médico de la Universidad de Rochester proponen que el State Children's Health Insurance Program (SCHIP) se expanda para cubrir familias que estén entre el 200 y el 400 por ciento del nivel federal de pobreza para que los niños reciban la atención necesaria.

El SCHIP fue creado para ofrecer seguro de salud público para familias que ganaban demasiado para reunir los requisitos para Medicaid pero no lo suficiente para adquirir cobertura privada. Las directrices actuales sugieren que el SCHIP le dé cobertura a las familias que estén entre el 100 y el 200 por ciento del nivel de pobreza federal. Sin embargo, el equipo de Rochester halló que los niños de familias cuyos ingresos anuales estaban entre el 200 y el 400 por ciento del nivel de pobreza (entre $38,00 y $76,000) ahora tienen igual de probabilidades de no tener seguro que los niños de familias más pobres.

"Existe una gran necesidad de cobertura en atención de la salud para los niños y no se limita a los pobres. Está subiendo por la escala de ingresos", aseguró en un comunicado de prensa Laura Schone, investigadora líder y profesora asistente de pediatría.

Un experto aseguró que los hallazgos de ambos estudios no fueron ninguna sorpresa.

"Existen muchos niños que no tienen seguro y familias trabajadoras que luchan por sobrellevar la situación", señaló Rachel Klein, vicedirectora de políticas de salud de Families USA de Washington, D. C. "Las cosas son más difíciles ahora de lo que lo eran hace un año. Todo ha subido de precio, la comida, la gasolina, las primas para la atención de la salud".

Otros autores de la revista también opinaron sobre el tema. Ezekiel Emanuel, director de bioética clínica de los National Institutes of Health, señaló que la unidad estatal y federal es necesaria para lograr una reforma integral exitosa a la atención de la salud.

Luego de que Massachusetts aprobará una proyecto de reforma histórico para la salud en 2006, otros estados trataron de hacer lo mismo, anotó. Ni uno solo tuvo éxito.

En otro artículo más de esta edición especial, el Dr. Samuel Y. Sessions, del Instituto de investigación biomédica de Los Ángeles del Centro médico Harbor de la UCLA en Torrance, California, propone una reforma fiscal integral para lograr una reforma integral a la salud.

Más información

Para más información sobre los problemas con los seguros de salud, visite Families USA.


Artículo por HealthDay, traducido por Dr. Tango
FUENTEES: Oct. 21, 2008, press teleconference with Jennifer E. DeVoe, M.D., D.Phil., assistant professor, family medicine, Oregon Health & Science University, Portland; Rachel Klein, deputy director, health policy, Families USA, Washington, D.C.; Oct. 21, 2008, news release, University of Rochester Medical Center; Oct. 22/29, 2008, Journal of the American Medical Association
Consumer News in Spanish

HealthDay

HealthDay is the world’s largest syndicator of health news and content, and providers of custom health/medical content.

Consumer Health News

A health news feed, reviewing the latest and most topical health stories.

Professional News

A news feed for Health Care Professionals (HCPs), reviewing latest medical research and approvals.