Acquire the license to the best health content in the world
Contact Us

El sexo entra por casa

Encuesta sexual demuestra que la primera vez es usualmente en casa o en la casa de los padres

Jueves, 26 de septiembre (HealthDayNews) -- ¿Sabes dónde estuvieron tus adolescentes anoche? Una encuesta reciente encuentra que hay una probabilidad de que estuvieran en casa; teniendo sexo por primera vez.

Más de la mitad de los varones y las muchachas de 16 a 18 años indicaron que la primera vez que tuvieron relaciones sexuales fue en su hogar y en el hogar de su pareja 10 veces de quienes dijeron haberlo hecho en un auto o en un camión. Y 70 por ciento dijo que el acto ocurrió en la tarde o en la noche.

"Los padres realmente no son conscientes del hecho de que sus hijos están teniendo relaciones sexuales", señaló Angela Papillo, una investigadora en Child Trends, el grupo sin fines de lucro de Washington, D.C., que publicó el informe. "Necesitan involucrarse más con la vida de sus hijos y ser un poco más consciente de qué está sucediendo realmente en sus hogares".

El informe utilizó datos del 2000. Encontró que 22 por ciento de los adolescentes dijo que su primera vez había sido en su hogar, mientras que el 34 por ciento dijo que ocurrió en la casa de su pareja. Los varones eran más propensos que las féminas a tener su primer encuentro sexual en sus casas o la de una amiga.

Papillo sostuvo que la encuesta no preguntó a los adolescentes si sus padres o los padres de su pareja estaban en casa para ese tiempo. Y es probable que en muchos casos la respuesta fuera no. "Hay situaciones en las cuales los padres pudieran estar trabajando, hayan salido, o haya una fiesta en el hogar en la que el sexo tuviera lugar".

Aún así, Bill Albert, un portavoz para la Campaña Nacional para Prevenir el Embarazo Adolescente, llama al estudio "una llamada de alerta" para los padres.

"La idea que se ha desarrollado desde que Happy Days (serie juvenil de los años 70) fue al aire de que el sexo ocurre en el asiento trasero de un auto es simplemente una noción anticuada. Los adolescentes sólo tienen que ir al cuarto de desalojo en el sótano o al dormitorio al subir las escaleras", indicó Albert.

De manera similar, expuso Albert, los padres necesitan darse cuenta de que unas cuantas horas entre la escuela y la cena no son necesariamente cuando sus hijos se van a meter en problemas.

Aunque los padres no tengan ni idea acerca de lo que hacen sus hijos, otro nuevo estudio demuestra que tienen menos de que preocuparse en estos días de lo que lo hacían hace una década. Los adolescentes estadounidenses son menos activos sexualmente de lo que solían serlo. Y quienes tienen relaciones sexuales son más cuidadosos que en el pasado, y están en menor riesgo de VIH, y otras enfermedades de transmisión sexual.

El informe, de los Centros para la Prevención y el Control de Enfermedades de los EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés) encontró que el número de estudiantes de escuela superior a nivel nacional quienes dijeron que habían tenido relaciones sexuales disminuyó 16 por ciento entre 1991 y 2001. Para los varones, la cifra disminuyó de 57 por ciento a 48.5 por ciento; para las féminas, fue 43 por ciento versus 51 por ciento en 1991.

A la vez, el número de quienes reportaron cuatro o más parejas sexuales disminuyó de 24 por ciento a 17 por ciento para los varones y 11 por ciento para las muchachas mientras que la cantidad de quienes dijeron utilizar un condón en su más reciente encuentro sexual aumentó a través de toda la década antes de elevarse al final del periodo en 65 por ciento para los niños y 51 por ciento para las niñas.

En el año 2001, un tercio de los muchachos y las muchachas dijeron que eran sexualmente activos en los tres meses que se condujo la encuesta, menos de 37 por ciento para la féminas y 38 por ciento para los varones una década antes.

Laura Kann, jefa de investigación para la división de salud escolar y adolescente de los CDC, opinó que dichas tendencias guardan constancia con una disminución durante los pasados 10 años en los porcentajes adolescentes de gonorrea y embarazo. Los partos de adolescentes féminas, quienes tenían de 15 a 19 años, por ejemplo, ha decrecido 26 por ciento de 1991, de 62 por cada 1,000 a cerca de 46 por cada 1,000.

Sin embargo, el estudio produjo un hallazgo alarmante: El número de adolescentes quienes dijeron que utilizaban drogas o tomaban alcohol antes de su más reciente encuentro sexual aumentó 18 por ciento.

"Esta es una de la primeras veces que hemos podido monitorear este comportamiento particular", indicó Kann, quien añadió que el informe no aborda porqué han ocurrido las diversas tendencias.

Para más sobre el comportamiento sexual adolescente, visita la Campaña Nacional para la Prevención del Embarazo Adolescente o Child Trends.

Fuentes: Angela Papillo, analista de investigador titular, Child Trends, Washington, D.C.; Bill Albert, portavoz, Campaña para Prevenir el Embarazo Adolescente, Washington, D.C.; Laura Kann, Ph.D., jefa, división de salud escolar y adolescente, Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, Atlanta; 27 de septiembre de 2002, "Morbidity and Mortality Weekly Report"
Consumer News in Spanish