Los niños podrían tener una sobredosis con los 'caramelos' de nicotina

R.J. Reynolds lanzó el producto para fumadores en lugares donde fumar está prohibido, pero los médicos están preocupados

LUNES, 19 de abril (HealthDay NewsDrTango) -- En 2009, el gigante del tabaco R.J. Reynolds lanzó Camel Orbs, pastillas de nicotina solubles con sabor a canela o menta dirigida a los fumadores que se encontraran en ambientes libres de humo.

Sin embargo, los investigadores que publicaron el informe en una edición en línea del 19 de abril de Pediatrics, advirtieron que el producto, que es muy parecido a un caramel, representa serios peligros para niños y adolescentes.

"Este producto es conocido como un producto de 'tabaco', pero para los ojos de un niño de cuatro años, los comprimidos se parecen más a un caramelo que a un cigarrillo regular. La nicotina es una droga altamente adictiva y al hacerla de forma parecida a un caramelo pone en peligro la salud de los niños", advirtió el autor del estudio Gregory Connolly, director del Programa de investigación para el control del tabaco de la Facultad de salud pública de Harvard, en un comunicado de prensa de la universidad.

De acuerdo con el estudio, Camel Orbs contiene un miligramo de nicotina por comprimido. La compañía también lanzó Camel Strips (que contiene 0.6 miligramos de nicotina por banda) y Camel Sticks (3.1 miligramos de nicotina por banda).

Estos productos se dirigen a los fumadores que van a lugares en los que no se permite fumar, pero Connolly apuntó que los bebés o niños atraídos por Camel Orb, parecidos a los caramelos, podrían estar en mayor riesgo de intoxicación por nicotina si ingieren el producto. Apuntaron que los niños pequeños pueden empezar a experimentar síntomas de intoxicación por nicotina si consumen tan poco como un miligramo de la sustancia.

Consumir mayores niveles puede causar una verdadera enfermedad. Por ejemplo, un niño de un año podría experimentar síntomas entre leves y moderados de intoxicación por nicotina al ingerir entre 8 y 14 Orbs, mientras que consumir entre 10 y 17 Orbs podría causar intoxicación severa o incluso la muerte, apuntaron los autores. Un niño de 4 años puede sufrir una intoxicación grave o incluso morir tras ingerir entre 16 y 27 Orbs, 27 strips o cinco sticks, agregaron.

De acuerdo con el estudio, R.J. Reynolds señala que su empaquetado es "a prueba de niños", pero los investigadores aseguraron que los adultos podrían dejarlos abiertos en lugares en que los niños podrían encontrarlos.

Más información

Conozca cómo puede proteger a sus hijos por intoxicación en la American Academy of Pediatrics.


Artículo por HealthDay, traducido por DrTango
FUENTE: Harvard School of Public Health, news release, April 19, 2010; statement, R.J. Reynolds Tobacco Company
Consumer News in Spanish