Acquire the license to the best health content in the world
Contact Us

EE.UU. publica alerta de viaje para la enfermedad respiratoria

22 posibles casos surgen en 12 estados de dicha nación

Sábado, 22 de marzo (HealthDayNews) -- El Departamento de Estado de los EE.UU. está advirtiendo a los estadounidenses a no viajar a Vietnam debido a la mundial enfermedad respiratoria que ya ha infectado al menos 650 personas y ha causado 15 muertes.

La advertencia del gobierno, publicada el Sábado, proviene luego de conocer que funcionarios de salud estadounidenses están evaluando 22 posibles casos del síndrome respiratorio agudo (SARS, por sus siglas en inglés) en 12 estados de EE.UU.

El portavoz del Departamento de Estado, Lou Fintor dijo que un estadounidense quien viajó al norte de Vietnam fue recientemente diagnosticado con SARS, reporta la Associated Press.

Los viajes gubernamentales oficiales hacia Vietnam también han sido detenidos, que tiene una de las cifras más altas entre los 11 países que tienen casos posibles o confirmados de SARS.

Hong Kong, que tiene el saldo más alto, aumentó su número de víctimas a más de 200 el sábado.

Y reportes no oficiales provenientes el sábado de Beijing señalan dos muertes en la capital de China y 20 personas infectadas en Shangai.

Los doctores chinos dijeron que había casos en Beijing desde aproximadamente hace 10 años y que los hospitales de Shangai tuvieron algunos hace un mes por lo menos, reporta el "Washington Post". Shangai fue la base para un hombre de negocios estadounidense quien murió la pasada semana de SARS en Hong Kong luego de infectar empleados del hospital en Hanoi donde se había tratado.

Hasta esta semana China había estado renuente a suministrar información sobre una epidemia similar de una enfermedad respiratoria en su provincia sureña de Guangdong, que ha infectado al menos 300 personas y matado a cinco.

El viernes, sin embargo, funcionarios mundiales de salud informaron que China había pedido ayuda y estaba emitiendo visas a funcionarios que entraban al aeropuerto.

Un equipo de cinco miembros de investigadores de salud se dirigirá a Beijing el domingo para investigar la epidemia de Guangdong.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. anunciaron el viernes el elevado número de casos estadounidenses, que casi se duplicó en un espacio de dos días.

En una conferencia de prensa el viernes, la doctora Julie Gerberding, directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), también dijo que dicha organización estaba investigando la posibilidad de que dos de los pacientes estadounidenses transmitieron la enfermedad localmente a otras personas en el país. De ser confirmado, esto representaría la primera vez que la enfermedad habría esparcido de persona a persona en los Estados Unidos.

"Hemos identificado situaciones en las que un caso en un viajero podrían haber involucrado en la transmisión a otros en los EE.UU.", comentó Gerberding. "En un caso, un individuo quien viajó a Asia había sido una fuente de infección en dos trabajadores de la salud, y una persona quien viajó a Asia había sido una fuente de infección en miembros de la familia".

Gerberding declinó decir dónde se encontraban estos casos estadounidenses. Pero el "San Francisco Chronicles" reporta que seis californianos, incluyendo tres residentes de Bay Area, habían caído enfermos con síntomas sospechosos luego de un viaje a China.

Aparentemente funcionarios de salud estatales también están determinando si contar dos individuos enfermos que viven en la misma casa que los viajeros.

Además de California, en la lista de los CDC de estados con posibles casos se encuentran: Hawai, Maine, Massachusetts, Nueva Jersey, Nuevo México, Nueva York, Carolina del Norte, Rhode Island, Utah, Virginia, y Wisconsin.

Todos los pacientes en los Estados Unidos se están clasificando como "casos bajo investigación". Los funcionarios están esperando que hallar un patógeno ayude a identificar personas con SARS de forma más precisa.

A comienzos de esta semana, los laboratorios en Alemania, Hong Kong, y Singapur encontraron virus de la familia paramyxoviridae en muestras tomadas de pacientes de SARS. Y los científicos dicen ahora que podrían tener una prueba para diagnosticar el SARS. Funcionarios mundiales de la salud predicen que ésta estaría disponible para determinados laboratorios dentro de unos cuantos días si se prueba que es confiable.

Funcionarios de salud estadounidenses, no obstante, están escépticos. Gerberding dijo que los CDC estaban confiando en definiciones de casos y una investigación para determinar cuáles pacientes padecen la enfermedad.

Mientras tanto, los CDC no descartan completamente la posibilidad del terrorismo.

"La difusión a profesionales de la salud y miembros familiares cercanos guarda consistencia con los patógenos que ocurren de forma natural", indicó Gerberding. "Todas las indicaciones en estos momentos son que esto es una enfermedad infecciosa que ocurre de manera natural, pero no descartamos ninguna posibilidad hasta que no encontremos a la fuente".

Funcionarios de salud también están dirigiendo sus esfuerzos a interceptar y educar las personas que entran o regresan a los Estados Unidos.

Más de 35,000 alertas de salud ha sido enviadas a viajeros, y otras 10,000 se están distribuyendo a pasajeros de avión que entran cada día. Las tarjetas informativas también se están distribuyendo en los cruceros. Además, funcionarios de salud estadounidenses han interceptado cinco aviones o botes con pasajeros que recientemente viajaban a áreas infectadas, comunicó Gerberding.

Una señal problemática, dijo, es que muchas de las muertes han ocurrido en individuos saludables relativamente jóvenes.

"Esto nos indica que ésta es una enfermedad que puede ser virulenta y mortal, incluso entre aquellos que son inmunológicamente saludables", aseveró Gerberding. "Es ciertamente contagiosa y ciertamente un patógeno virulento capaz de causar enfermedad severa, pero estamos escuchando informes de recuperación".

De hecho, según informan doctores en recuperación se encuentran un doctor de Singapur, su esposa y suegra, quienes iban de regreso a casa de una visita a la ciudad de Nueva York, luego de colocarlos en cuarentena en Frankfurt, Alemania.

El doctor alegadamente había tratado a algunos pacientes de SARS en Singapur antes de su viaje a una conferencia médica en el Hotel Crowne Plaza en Nueva York.

Nuevos informes dijeron que no estaba claro si los medicamentos estaban ayudando a la recuperación de la familia o si se mejoraron por sí mismos.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades y la Organización Mundial de la Salud tienen información y datos actualizados sobre el SARS.

Fuentes: 21 de marzo de 2003, conferencia de prensa con Julie Gerberding, M.D., directora, Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU.; "San Francisco Chronicles". Associated Press, Washington Post
Consumer News in Spanish