Acquire the license to the best health content in the world
Contact Us

El turismo médico

Los estadounidenses buscan atención médica menos costosa en el extranjero

MIÉRCOLES, 8 de abril (HealthDay News/Dr. Tango) -- David Boucher celebró su 50 cumpleaños este año viajando a Bangkok para hacerse su primera colonoscopia.

Allí, fue atendido por un médico que estudió en California y que no tenía escasez de enfermeras, quienes verificaron su identidad quince veces antes del procedimiento.

Boucher tenía un motivo secundario: es fundador y presidente de Companion Global Healthcare, una subsidiaria de Blue Cross Blue Shield of South Carolina que incluye en su red trece hospitales por todo el mundo que han sido acreditados por la Comisión Conjunta Internacional (JCI).

La JCI, que se llama a sí misma el "Sello de aprobación de Good Housekeeping", ha acreditado a más de 170 hospitales fuera de los EE. UU.

Se calcula que unos seis millones de estadounidenses viajan cada año a países como India, Costa Rica, México y Tailandia en búsqueda de tratamientos menos costosos para procedimientos sencillos y complejos. Incluso Francia y Bélgica tienden a ser más baratos que los Estados Unidos.

"La gente viaja al extranjero para obtener tratamientos médicos necesarios tales como reemplazos de cadera y procedimientos cardiacos", apuntó Devon Herrick, becario principal del Centro Nacional de Análisis de Políticas, en Dallas. "Y en muchos países, sobre todo lugares como India, la calidad es tan alta y el precio puede ser hasta 80 por ciento menos costoso".

Y con frecuencia, eso incluye el billete aéreo.

Importantes miembros del sector de salud de EE. UU. se están uniendo al movimiento, entre ellos BlueShield of California. Su plan de salud "Access Baja" sirve a estadounidenses y mexicanos que desean obtener atención médica en el norte de México. BridgeHealth International, con sede en Denver, también cuenta con una red en el extranjero.

¿Qué impulsa esta tendencia?

"En los EE. UU., el costo de la atención de salud, en combinación con el hecho de que en el país tenemos una carestía de médicos, y probablemente una peor de enfermeras", respondió Boucher. "Al mismo tiempo, el 2008 fue el primer año del 'tsunami de plata', ya que muchos estadounidenses están cumpliendo los 62 años", señaló.

"Más de la mitad de la gente que está cumpliendo 62 eligió tener Seguro Social de manera precoz, y la mayoría no tiene un programa médico patrocinado por un empleador", añadió Boucher. "Habrá un número rápidamente creciente de personas que necesitarán cirugía de derivación y reemplazos de cadera y rodillas".

Según el Centro Nacional de Análisis de Políticas, en el extranjero los costos para el tratamiento pueden oscilar entre la mitad y una quinta parte de lo usual en los EE. UU. Por ejemplo, citó que el Hospital Apolo de Nueva Delhi cobra $4,000 por una cirugía cardiaca, frente a un promedio de $30,000 en los Estados Unidos.

Una cirugía plástica para la nariz puede costar $850 en India, y $4,500 en los EE. UU. En Brasil, Costa Rica, India, México, Singapur o Tailandia, una IRM cuesta entre $200 y $300, pero en los EE. UU. puede costar tres o cuatro veces más.

Por supuesto, esta tendencia puede tener sus desventajas. Según un estudio de investigadores de la Facultad de medicina David Geffen de la Universidad de California en Los Ángeles, la gente que recibe trasplantes de riñón en el extranjero tiende a experimentar más complicaciones, entre ellas rechazos del órgano e infecciones graves, que las personas que se someten al procedimiento en los Estados Unidos.

¿Y qué sucede con la atención de seguimiento una vez el turista médico vuelve a los Estados Unidos? Y si hay un problema, ¿la ley de cuál país se toma en cuenta?

Mayormente, esas preguntas no tienen respuestas estándares, lo que deja a cada persona con la responsabilidad de resolver los problemas, y cualquier otro similar que pudiera surgir.

Pero Herrick afirma que un poco de planificación y precauciones de sentido común puede minimizar los riesgos. Aconseja que cualquiera que esté pensando en recibir atención médica en el extranjero:

  • Se asegure de que el centró esté acreditado por la JCI o una organización de formación de estándares equivalente en el país de destino.
  • Revise las credenciales de los médicos. Muchos médicos en otros países han sido entrenados en Estados Unidos, Europa, Japón, Australia y Nueva Zelandia.
  • Encuentre un buen intermediario para ayudar a elegir el centro adecuado en el país adecuado. Algunos hospitales en el extranjero tienen índices de mortalidad más bajos que los de los llamados países desarrollados.
  • Compare resultados con otras instituciones, independientemente de dónde se acuda.

Herrick apuntó que el costo y la calidad de la atención tienden a ser más altos en Singapur que en Tailandia o India, pero que los tres países ofrecen una calidad extremadamente buena y deberían ser considerados para los procedimientos más complejos.

Pero sugirió que la gente vaya a un lugar más cerca de casa, como Costa Rica o México, o se quede en Estados Unidos para los procedimientos que sean generalmente menos exorbitantes. Los costos de los billetes aéreos y de los hoteles pueden ser prohibitivos. Además, "la mayoría de personas preferirían encontrar un lugar que no requiera un vuelo de 16 horas", apuntó Herrick.

Lo de viajar a otros países en búsqueda de atención médica "está en sus primeras etapas", dijo Herrick. "No creo que ninguna aseguradora lo esté haciendo de una manera muy extensa. La gente está probándolo poco a poco. La mayor parte del interés en realidad parece estar en los planes de autoseguro".

Según una pequeña encuesta llevada a cabo por la Fundación Internacional de Planes de Beneficios para los Empleados, alrededor del once por ciento de los empleados ofrecen opciones de beneficios en el extranjero, aunque no estaba claro qué tan amplios eran los beneficios o si los empleados los usaban.

Según los proponentes del concepto, la menta es que todo el mundo (pacientes, empleados, compañías de seguro) terminen pagando menos.

Más información

Para obtener más información sobre el fenómeno del turismo médico, visite la Medical Tourism Association.


Artículo por HealthDay, traducido por Dr. Tango
FUENTES: Devon Herrick, Ph.D., senior fellow, National Center for Policy Analysis, Dallas; David Boucher president, Companion Global Healthcare, Columbia, S.C.; National Center for Policy Analysis, Aug. 12, 2008, Medical Tourism: Health Care Free Trade
Consumer News in Spanish