See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Llevan cobertura de salud a niños estadounidenses sin seguros

Campaña busca decir a las familias obreras que pueden cualificar para los programas gubernamentales

LUNES 1 de agosto (HealthDay News/HispaniCare) -- Se estima que 45 millones de estadounidenses carecen de seguro de salud, y casi el 20 por ciento de ellos son niños.

A menudo estos niños se ven forzados a seguir sus vidas sin la atención médica necesaria, incluso sin pediatra.

Así lo afirma la Robert Wood Johnson Foundation, que se prepara para lanzar su sexta campaña anual de regreso a la escuela Covering Kids & Families. El objetivo: Informar a las familias trabajadoras que sus niños pueden ser elegibles para programas de cobertura de salud nacionales y estatales.

Esta campaña de dos meses, programada para empezar el 2 de agosto en Washington D.C., espera incrementar la inscripción en programas de seguro gubernamentales y reducir los costos de salud y financieros para los niños estadounidenses sin seguros. El centro focal de este año serán los niños negros e hispanos, que constituyen la mayoría de estos niños, de acuerdo con la fundación.

"Hay millones de niños que son elegibles para Medicaid y el State Children's Health Insurance Program (Programa estatal de seguro de salud para niños), pero que aún no han sido inscritos. Estos niños se encuentran innecesariamente sin cobertura de seguros", señaló Sarah Shuptrine, directora nacional del programa Covering Kids & Families de la fundación.

Más de la mitad de los niños sin seguros en 2002 eran elegibles para estos programas, de acuerdo con un informe realizado en 2003 por el Urban Institute. Este déficit puede deberse al estigma en torno a la ayuda gubernamental, así como al complicado sistema de elegibilidad, expresó Shuptrine. También, muchos padres trabajadores no se dan cuenta de que aunque perciban un ingreso relativamente modesto aún pueden cualificar para programas de seguros financiados por el gobierno que benefician a sus hijos. Aunque la elegibilidad varía por estado, en la mayoría de los estados los niños de una familia de cuatro con un ingreso anual de hasta $38,000 tienen la posibilidad de recibir cierta cobertura, apuntó.

Vencer estas barreras y aumentar el número de inscritos a menudo se traduce en niños más saludables. Ya que estos programas gubernamentales cubren aspectos tales como consultas médicas, hospitalizaciones y prescripciones, motivan a los padres a fin de que busquen atención primaria y preventiva para sus niños, aclaró Shuptrine.

"Los niños sin cobertura de salud no tienen el mismo acceso a tratamientos que los niños asegurados para enfermedades infantiles como dolor de garganta, dolor de oído y asma", aseguró. "Estas enfermedades pueden convertirse en problemas más graves y costosos".

Lo que a su vez puede incrementar el número de ausencias en la escuela y perjudicar el rendimiento escolar, agregó. Además, los niños no asegurados son menos propensos a visitar un pediatra o médico de familia, y es más probable que terminen en un hospital para cuidados de rutina.

Aunque estos esfuerzos de gran envergadura para difundir el mensaje sobre la cobertura de salud gratuita o de bajo costo y sus beneficios no son nada nuevo, campañas como la Covering Kids & Families han ayudado a llenar el vacío dejado por los recortes en la financiación del estado, dijo Dana F. Birchfield, directora de relaciones gubernamentales y administradora de servicios educativos en la Nemours Foundation así como voluntaria de la coalición.

"Organizaciones como la Nemours siempre han tratado de conectar a las personas con la cobertura. Aunque lo que esta [campaña de regreso a la escuela] hace es permitir un esfuerzo más fuerte y coordinado", enfatizó. "De esta manera, en vez de un consejero financiero en el hospital que trata de ayudar a las familias que lo visitan en un día normal, podemos coordinar con las personas en la comunidad para lograr un impacto más significativo".

Jody Ray, directora de proyectos de la Covering Kids & Families en Florida, estuvo de acuerdo con Birchfield sobre la importancia de la campaña. Sin embargo, agregó, el trabajo no acaba aquí.

"La campaña de regreso a la escuela y sus anuncios comerciales en TV y radio alcanzan a un gran número de familias, pero aún sólo llega a ciertos grupos de personas", explicó. "También necesitamos una interacción personalizada y la habilidad de ofrecer asistencia a nivel local. Tenemos que llegar a las familias que nos sean difíciles alcanzar, lo que significa que debemos ir adonde ellas están. Si no contamos con los recursos humanos para hacerlo, seguiremos perdiendo a una parte significativa de la población".

Para saber si su niño es elegible para una cobertura de salud, llame al número gratuito de la Covering Kids & Families en el 1(877) KIDS-NOW.

Más información

Si desea más información, visite la campaña Covering Kids & Families.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
FUENTES: Sarah Shuptrine, national program director, Covering Kids & Families campaign; Dana F. Birchfield, director, government relations, and administrator, education services, Nemours Foundation; Jody Ray, project director, Covering Kids & Families grant, Florida
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined