Acquire the license to the best health content in the world
Contact Us

Las tasas de asesinato y suicidio de EE. UU. vuelven a subir

ambulance stretcher

MIÉRCOLES, 1 de agosto de 2018 (HealthDay News) -- Tras un periodo de reducción constante, los homicidios y los suicidios vuelven a aumentar en EE. UU., muestran unas estadísticas recientes.

Los expertos creen que la crisis de adicción a los opioides podría tener al menos parte de la culpa.

Los investigadores rastrearon datos de una base de datos nacional de reportes de lesiones y encontraron que, sobre todo entre 2014 y 2016, la tasa de homicidio aumentó de forma marcada entre los negros, mientras que las tasas de suicidio subieron de forma ininterrumpida entre los blancos.

Las tasas de mortalidad por lesiones accidentales, como las muertes por el tráfico o por las caídas, también han presentado un aumento constante en los años recientes, señaló un equipo dirigido por la Dra. Angela Sauaia, del Centro Médico de Denver Health.

"Los datos demuestran unas alarmantes tendencias al alza tanto en las lesiones violentas como en las accidentales", reportó su equipo el 1 de agosto en la revista JAMA Surgery. Hubo "aumentos grandes y significativos entre 2014 y 2016, lo que reduce las ganancias en la supervivencia observadas desde 2001", añadieron los investigadores.

Los autores del estudio no pudieron determinar los motivos de las tendencias, pero un experto que ha visto los trágicos resultados de la violencia ofreció su teoría.

"La epidemia de opioides podría tener un rol al menos parcial en el aumento en los asesinatos y suicidios observado de 2014 a 2016", comentó el Dr. Robert Glatter, médico del departamento de emergencias del Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York.

"El aumento observado en la heroína con fentanilo podría explicar parte del aumento observado en los asesinatos con armas de fuego, suicidios y lesiones accidentales", dijo.

Según el nuevo estudio, la tasa de homicidios de EE. UU. en realidad pasaba por una reducción lenta pero constante más o menos hasta 2014, cuando la tendencia se revirtió y comenzó un aumento marcado entre los negros. A principios de 2014, la tasa de homicidios entre los negros era de unas 18 muertes por cada 100,000 personas, pero para finales de 2016 había aumentado a alrededor de 23 por cada 100,000, encontró el estudio.

Aunque las tasas de homicidio continuaron relativamente iguales entre los blancos (más o menos 3 muertes por cada 100,000), las tasas de suicidio en ese grupo han experimentado un aumento constante y significativo, informa el equipo de Sauaia. De un mínimo de 12 muertes por suicidio por cada 100,000 en 2000, esas tragedias aumentaron a casi 17 por 100,000 a finales de 2016. Pero las muertes por suicidio continuaron mayormente sin cambios entre 2000 y 2016 en los negros y los hispanos, en alrededor de 6 por cada 100,000, encontró el estudio.

Los investigadores anotaron que dos tercios de los homicidios y más o menos la mitad de los suicidios implicaban a armas de fuego, y que las muertes con armas de fuego se han disparado en los últimos años.

"La continua disponibilidad de acceso a las armas de fuego, y los aumentos en la violencia asociada con el tráfico de drogas, podrían ser responsables del aumento en los asesinatos y suicidios", planteó Glatter.

El Dr. Timothy Sullivan es director de psiquiatría en el Hospital de la Universidad de Staten Island, en la ciudad de Nueva York. Calificó el nuevo informe de "profundamente preocupante".

Sullivan dijo que aunque Estados Unidos "lidera la violencia relacionada con armas de fuego en el mundo, además del uso de opioides", es imposible separar la causa y el efecto a partir del nuevo estudio, y se necesita más investigación.

"La crisis de opioides, la violencia con las armas de fuego y otras variables sin duda están implicadas en estos hallazgos", apuntó. "Necesitamos saber cuáles son las más importantes, con el fin de abordar los esfuerzos de salud pública de la forma mejor y más eficiente, y lo necesitamos saber con urgencia".

El grupo de Sauaia reportó que las muertes por las lesiones accidentales (desde los accidentes con vehículos motorizados hasta las caídas) también han aumentado en los últimos años, y entre todos los grupos raciales.

Glatter cree que los problemas con el abuso de sustancias también podrían estar fomentando esas tendencias.

"Las conductas de toma de riesgo con frecuencia se ven impulsadas por el consumo de sustancias y alcohol, lo que podría aumentar el riesgo de caídas, choques de vehículos motorizados y lesiones accidentales", añadió.

Más información

Para más información sobre las muertes intencionadas y accidentales, visite los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

logo
FUENTES: Robert Glatter, M.D., emergency physician, Lenox Hill Hospital, New York City; Timothy Sullivan, M.D., chair, department of psychiatry and behavioral sciences, Staten Island University Hospital, New York City; Aug. 1, 2018, JAMA Surgery
Consumer News in Spanish