El asma aflige a 15 millones de estadounidenses

Pero avances en medicamentos hacen posible que la enfermedad se pueda controlar

Dennis Thompson

Dennis Thompson

Published on May 07, 2003

Viernes, 2 de mayo (HealthDayNews) -- Comienzas a respirar, y encuentras que inexplicablemente tienes el pecho apretado. Tu respiración emite un silbido y toses, mientras batallas por tomar aire.

Tus vías respiratorias se han tornado estrechas o bloqueadas. Los pequeños conductos que llevan el aire a los pulmones, los bronquios y bronquíolos, de pronto se han inflamado. Sufren de un doble ataque: contraídos por que los músculos externos están tensos e inundados por dentro de mucosidad.

Estás sufriendo un ataque de asma, una enfermedad que afecta hoy día a 15 millones de estadounidenses.

Los casos de asma se han duplicado en los pasados 15 años, y cada vez más personas se preocupan si su próxima respiración será fácil.

Mayo es el Mes de Concienciación de Asma, un momento cuando los doctores y los activitas esperan transmitir más información acerca de la enfermedad.

Los ataques de asma pueden ser provocados por alérgenos, el humo del cigarrillo o el ejercicio; particularmente cuando el ejercicio es en aire frío.

Si un ataque es serio y no se trata, puede ser fatal.

Según Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE.UU., grupos minoritarios y de bajos ingresos son más propensos de morir durante un ataque de asma, probablemente debido a una falta de acceso a los medicamentos adecuados. Hubo un promedio de 38.5 muertes relacionadas con asma por 1 millón de negros desde 1993 hasta 1995, en comparación con 15.1 muertes por 1 millón de blancos durante el mismo periodo.

Dos factores entran en juego para determinar si alguien es propenso a padecer de asma: la genética y un ambiente más limpio.

Muchos doctores creen que el aumento en la susceptibilidad de los estadounidenses a alergias y asma pudieran vincularse al hecho de que los niños están llevando vidas más saludables en espacios más limpios.

El cuerpo por lo general crea resistencia a las alergias mientras combate en la infancia infecciones y enfermedades, explicó el doctor Henri Li, un alergista que labora en el Instituto para Asma y Alergia.

Pero los niños están enfrentando cada vez menos infecciones a medida que van creciendo, lo que los puede hacer más susceptibles al asma, añadió Li.

"Cuando una sociedad se ha desarrollado y tenemos ambientes cada vez más limpios, hay menos probabilidades de padecer de infecciones en la infancia", sostuvo Li.

La herencia también juega un papel importante, indicó Stacey Schubert, una paciente de asma quien también trabaja como una epidemióloga con el programa de asma en el Departamento de Servicios Humanos de Oregon.

La madre de Schubert tiene asma y el padre sufre de alergias. Su hermano también está luchando contra el asma. "Definitivamente existe un componente genético", dijo.

Cuando era más joven, tuvo que tomar varias medicinas que no fueron eficaces. Dejó de hacer actividades físicas luego de incrementar la falta de aire, y eventualmente aumentó de peso hasta llegar al sobrepeso.

Ahora tiene 36, y los medicamentos más nuevos han mejorado al punto en que puede llevar una vida bastante activa con pocos ataques de asma. A Schubert le gusta hacer aeróbicos y kickboxing, levantar pesas y correr bicicletas, y puede disfrutar de esto sin el miedo siempre presente de que le falte el aire.

"En términos generales. No tengo ataques repentinos o graves", comentó. "Controlar mi asma es muy fácil. Sólo tomo mis medicamentos".

Más información

Para aprender más acerca del asma, visita la Fundación de Asma y Alergia de América o la Asociación Americana del Pulmón.

Read this Next
About UsOur ProductsCustom SolutionsHow it’s SoldOur ResultsDeliveryContact UsBlogPrivacy PolicyFAQ