See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

El uso de cucharas de cocina incrementa el riesgo de errores en las dosificaciones

Los investigadores recomiendan usar únicamente los aparatos de medición incluidos con los medicamentos

LUNES, 4 de enero (HealthDay News/Dr. Tango) -- Una investigación reciente sugiere alejarse de las cucharas comunes al administrar o tomar medicamentos líquidos porque esa práctica incrementa el riesgo de errores potencialmente peligrosos en la dosificación.

"Claramente sabemos que hay mucha gente, a pesar de todas las alternativas que se les ofrecen, que abre el cajón de los cubiertos y saca una cuchara para poner el medicamento líquido", observó Koert van Ittersum, coautor del estudio y profesor de marketing del Colegio de Administración del Instituto de Tecnología de Georgia en Atlanta.

"Además, estudios anteriores ya han mostrado que el tamaño de su taza o vaso influye sobre lo que se sirve", anotó. "De la misma manera que el tamaño del plato influye sobre la cantidad que uno come. Entonces, hemos hallado que los cubiertos afectan la dosificación porque la mente nos confunde. Entonces, el tamaño de la cuchara importa".

Los hallazgos de van Ittersum y su colega, Brian Wansink de la Unviersidad Cornell, aparecen como una carta en la edición del 5 de enero de Annals of Internal Medicine.

Los autores señalan que la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos ya advierte contra el uso de cualquier utensilio de cocina para medir medicamentos líquidos.

Para medir el potencial de dosis incorrectas, los investigadores le dieron seguimiento a los comportamientos de dosificación de 195 estudiantes universitarios que habían estado en una clínica universitaria de salud alrededor del momento en el que se lanzó el estudio.

A cada estudiante se le pidió inicialmente que pusiera exactamente 5 ml de un medicamento líquido para el resfriado con una cucharita de tamaño normal para que pudieran visualizar claramente cuánta sería la cantidad.

Después de ese ejercicio, se le pidió aleatoriamente a cada participante que intentara servir dos veces más el medicamento. La primera vez en una cuchara de tamaño mediano y la segunda en una cuchara aún más grande. Se evaluaron los niveles de seguridad para determinar cómo se sentían los estudiantes con su capacidad para servir correctamente la dosis apropiada.

A pesar de que la mayoría de los estudiantes mostraron seguridad "superior al promedio" de que habían servido dosis adecuadas cuando habían usado una o otra cuchara, los autores hallaron que las dosis en realidad variaban según el tamaño de la cuchara.

Al usar la cuchara de tamaño mediano, los estudiantes, sirvieron menos de 8 por ciento, en promedio. Y cuando usaron una cuchara más grande, la dosis fue superior en cerca de 12 por ciento en promedio.

Los investigadores concluyeron que incluso los individuos bien educados cometen errores luego de haber sido capacitados para poner las dosis correctas en una cuchara, por lo que cualquiera, incluso los más experimentados, como las enfermeras o los padres que cuidan de sus hijos, corren el riesgo de cometer errores similares en la dosificación.

Por consiguiente, los autores recomendaron de forma encarecida a los pacientes y a los cuidadores a usar únicamente instrumentos de dosificación más confiables, como las tapas medidoras o los goteros, las cucharas dosificadoras y las jeringas para administrar medicamentos líquidos.

"El punto es que hay ciertas pautas en nuestro ambiente que afectan sustancialmente nuestro comportamiento", explicó van Ittersum. "Entonces, en este caso, se tiene una idea de cuál debería ser la dosis correcta, pero si recibe una cuchara de tamaño inapropiado, termina vertiendo más o menos para compensar la discrepancia, lo que al final resulta en sobrecompensa o subcompensa, lo que significa que no terminará tomando la dosis apropiada", agregó.

"Por ejemplo, un medicamento para la tos, si lo toma en dosis demasiado altas o demasiado bajas una sola vez no le va a causar la muerte", reconoció. "Pero si está realmente enfermo y lo hace durante períodos prolongados, esto sí puede acumularse y tener consecuencias reales. Sobre todo para los niños".

Entonces, van Ittersum señaló que "es una situación en la que a veces nosotros mismos somos nuestro peor enemigo. Entonces, yo diría que, independientemente del hecho de que a veces es muy tentador sacar del cajón cualquier cuchara, no se debe hacer. Use dispositivos de medición diseñados específicamente para ayudar a medir con precisión".

Sarah Butler, enfermera registrada y directora de educación sobre diabetes de la Asociación Nacional de Enfermeras Escolares (National Association of School Nurses, NASN), aseguró que "ciertamente [estoy] de acuerdo con que los pacientes definitivamente no deberían usar cucharas para medir sus medicamentos".

Además, Sandi Delack, presidenta de la NASN, aseguró en una declaración que "debido a que es esencial que los medicamentos líquidos se midan con precisión para asegurar una dosis adecuada, las enfermeras escolares reciben con beneplácito el uso de los aparatos proporcionados por la farmacia o contenidos en el empaque del medicamento".

Más información

Para más información sobre las recomendaciones de dosificación de medicamentos líquidos, visite la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos.


Artículo por HealthDay, traducido por DrTango
FUENTES: Koert van Ittersum, assistant professor, marketing, College of Management, Georgia Institute of Technology, Atlanta; Sarah Butler, R.N., diabetes education director, National Association of School Nurses, Silver Spring, Md.; Jan. 5, 2010, Annals of Internal Medicine
Consumer News in Spanish

HealthDay

HealthDay is the world’s largest syndicator of health news and content, and providers of custom health/medical content.

Consumer Health News

A health news feed, reviewing the latest and most topical health stories.

Professional News

A news feed for Health Care Professionals (HCPs), reviewing latest medical research and approvals.