See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Esto es lo que predice las probabilidades de una mujer de vivir hasta los 90 años

grandmother with daughter

MIÉRCOLES, 15 de agosto de 2018 (HealthDay News) -- Las mujeres cuyas madres vivieron una vida larga y sana tienen muchas probabilidades de lograr lo mismo, sugiere un nuevo estudio.

Un estudio a largo plazo de unas 22,000 mujeres postmenopáusicas en Estados Unidos encontró que aquellas cuyas madres vivieron hasta los 90 años tenían un 25 por ciento más de probabilidades de alcanzar ese hito sin sufrir de problemas graves de la salud, como un ataque cardiaco, un accidente cerebrovascular, diabetes, cáncer y fracturas de cadera.

Si ambos padres llegaron a los 90, las mujeres tenían un 38 por ciento más de probabilidades de tener una vida larga y sana, mostraron los hallazgos.

El estudio, realizado por investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de California, en San Diego, se publicó el 15 de agosto en la revista Age and Ageing.

"Lograr un envejecimiento sano se ha convertido en una prioridad crítica de salud pública, a la luz de la población rápidamente creciente de personas mayores en Estados Unidos. Nuestros resultados muestran que esas mujeres no solo vivieron hasta los 90, sino que también envejecieron bien, evitando enfermedades y discapacidades importantes", aseguró el primer autor del estudio, Aladdin Shadyab, miembro postdoctoral del departamento de medicina familiar y salud pública.

"No se trata tan solo de la cantidad de velas en el pastel. Estas mujeres eran independientes y podían realizar actividades cotidianas como bañarse, caminar, subir unas escaleras o participar en pasatiempos que les encantaban, como el golf, sin limitaciones", añadió en un comunicado de prensa de la universidad.

Pero el equipo de Shadyab no encontró ningún aumento en la longevidad de las hijas si solo su papá había vivido hasta los 90 o más.

"Ahora tenemos evidencias de que la longitud de las vidas de nuestros padres podrían predecir nuestros resultados a largo plazo, entre ellos si envejeceremos bien, pero necesitamos estudios que exploren más los motivos", planteó Shadyab. "Debemos clarificar cómo ciertos factores y conductas interactúan con los genes para influir en los resultados del envejecimiento".

La longevidad podría verse influida por una combinación de la genética, el ambiente y las conductas que los padres transmiten a sus hijos, según los investigadores.

Las mujeres del estudio cuyas madres vivieron al menos hasta los 90 años eran más propensas a haberse graduado de la universidad, a estar casadas y a tener unos ingresos altos. También era más probable que fueran físicamente activas y que tuvieran unos buenos hábitos de alimentación.

"Aunque no podemos determinar nuestros genes, nuestro estudio muestra la importancia de transmitir unas conductas saludables a nuestros hijos", enfatizó Shadyab. "Ciertas opciones de estilo de vida pueden determinar un envejecimiento sano de una generación a otra".

Más información

La Oficina de Prevención de la Enfermedad y Promoción de la Salud de los EE. UU. describe cómo proteger su salud en la vejez.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

logo
FUENTE: University of California, San Diego, news release, Aug. 15, 2018
Consumer News in Spanish