See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

Cualquier nivel de actividad física ayuda a prolongar la vida

Un estudio encuentra que bien sea ir al gimnasio o hacer los recados, todo es saludable para el corazón

MARTES 11 de julio (HealthDay News/HispaniCare) -- Cualquier tipo de ejercicio puede extender su vida, aseguran investigadores que usaron una sofisticada prueba para llegar a esa conclusión.

"Hay muchos informes publicados que afirman que el ejercicio que la persona misma reporta, como correr o trotar, es beneficioso", afirmó Todd M. Manini, investigador líder y fisiólogo de ejercicio del U.S. National Institute on Aging. "Deseábamos ver si sólo la actividad diaria usual tenía un valor de protección".

El estudio de seis años de su equipo de 302 personas entre los 70 y 82 años de edad encontró que cualquier tipo de gasto energético a través de la actividad física se relacionaba con un menor riesgo de muerte.

Ese hallazgo, publicado en la edición del 12 de julio del Journal of the American Medical Association, no es una sorpresa del todo. Organizaciones como la American Heart Association han dicho por mucho tiempo que un poco de actividad física es mejor que ninguna. Lo que fue poco común de este estudio fueron las exquisitamente detalladas medidas usadas para determinar los niveles de actividad física, señaló Manini.

En el estudio, los investigadores hicieron que los voluntarios bebieran agua que contenía dos isótopos inocuos, oxígeno-18 e hidrógeno-2. El oxígeno-18 se elimina a través del cuerpo con el agua, mientras que el hidrógeno-2 se elimina no sólo con el agua sino también con el dióxido de carbono, que se produce durante el gasto energético. Así que, al medir los niveles de agua y dióxido de carbono que salían del cuerpo, los investigadores pudieron obtener lecturas precisas del gasto energético diario.

"La técnica ha existido para su uso en seres humanos por 20 años", apuntó Manini. "Es un poco costoso para un estudio a gran escala y también requiere de experiencia especial".

Con el seguimiento a los participantes durante seis años, los investigadores encontraron que los índices de mortalidad disminuían a medida que el gasto diario de energía aumentaba. De hecho, las personas de la tercera edad en el tercio más alto de gasto diario de energía tenían un riesgo 69 por ciento menor de morir que los que se hallaban en el tercio inferior.

"El estudio no indica qué hacían las personas, sólo la cantidad de energía que gastaban", señaló Manini. Pero parecía no importar si la energía se gastaba en tareas diarias o en ejercicio en el gimnasio. "Al igual que en otros estudios, preguntamos a las personas qué hacían", explicó Manini. "No hubo diferencia con o sin ejercicio estructurado".

Era más probable que las personas en el tercio más alto de gasto energético fueran asalariadas y caminaran dos tramos de escaleras diariamente, dijo. Quemaban un promedio de 600 calorías más por día que los que estaban en el tercio inferior, agregó.

Esas 600 calorías representan "alrededor de dos horas de actividad diaria", apuntó Manini. "No tiene que ser una actividad particular. Puede ser lavar los platos, pasar la aspiradora y limpiar el piso, o hacer ejercicio estructurado".

"Nos sorprendió bastante este efecto con una cantidad relativamente baja de participantes", afirmó el coinvestigador, el Dr. James Everhart, jefe de la rama de epidemiología y ensayos clínicos del U.S. National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases. "Cuando comenzamos a hablar al respecto, tal vez hace 10 años, pensamos que necesitaríamos el doble de participantes para mostrar un efecto".

El estudio "ha demostrado objetivamente que el uso de energía se relaciona con un menor riesgo de muerte", dijo Everhart.

Lo que interesará a las personas que quieren prolongar su vida, pero no someterse a un programa intensivo de ejercicio, es el hallazgo sobre el tipo de uso energético que se considera necesario. La American Heart Association, que recomienda oficialmente 30 minutos de actividad enérgica al día, sugiere una variedad de maneras para lograr esa meta sin en realidad hacer ejercicio. Entre éstas se hallan cosas sencillas como empujar una cortadora de césped en lugar de montarse en una motorizada, pasear el perro, estacionar lejos de la entrada del centro comercial y caminar hasta la tienda, o incluso estar parado en lugar de sentado al hablar por teléfono.

Más información

Para más consejo sobre actividades cotidianas saludables, vaya a la American Heart Association.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
FUENTES: Todd M. Manini, Ph.D, exercise physiologist, U.S. National Institute on Aging, Bethesda, Md.; James Everhart, M.D., chief, epidemiology and clinical trials branch, U.S. National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases, Bethesda, Md.; June 12, 2006, Journal of the American Medical Association
Consumer News in Spanish

HealthDay

HealthDay is the world’s largest syndicator of health news and content, and providers of custom health/medical content.

Consumer Health News

A health news feed, reviewing the latest and most topical health stories.

Professional News

A news feed for Health Care Professionals (HCPs), reviewing latest medical research and approvals.