La anestesia puede debilitar la mente en pacientes de edad avanzada

Los efectos pueden durar hasta dos años después de la cirugía, plantea un estudio

MARTES 26 de octubre (HealthDayNews/HispaniCare) -- Muchas personas mayores sufren una reducción cognitiva hasta dos años después de someterse a una cirugía con anestesia.

El cincuenta y nueve por ciento de las personas mayores experimentaron una reducción cognitiva inmediatamente después de una cirugía. Ese número se redujo a un 34 por ciento tras tres meses, pero aumentó de nuevo a un 42 por ciento dos años después, según halla una nueva investigación.

El estudio fue presentado el 26 de octubre en la reunión anual de la American Society of Anesthesiologists en Las Vegas.

"Esperaría una mejora inicial al momento de la salida del hospital", indicó la Dra. Terri Monk, profesora de anestesiología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Duke y autora del estudio. "A los tres meses, están en recuperación y sin medicamentos. No lo encuentro extraño. Lo que si me preocupó fue el hecho de que tras dos años de la cirugía, aquellos que habían tenido una reducción cognitiva en un momento, habían experimentado de nuevo reducción cognitiva".

Estudios previos han mostrado un patrón similar en la función cognitiva tras una cirugía cardiaca.

La investigación de Monk es una entre los primeros grandes estudios que analizan cirugías no cardiacas. El asunto es importante porque cada vez más personas mayores optan por una cirugía electiva a medida que las técnicas quirúrgicas avanzan.

"Debido a que la mortalidad se ha reducido, estamos realizando cirugías en personas que eran consideradas como no aptas en el pasado", explicó el Dr. Vincent Marchello, director médico del Metropolitan Jewish Geriatric Center de la ciudad de Nueva York. "Aunque hemos encontrado otros 'efectos secundarios' derivados de estos procedimientos, como la cuestión de la reducción cognitiva tras una cirugía".

"Este es un problema que está surgiendo de algo bueno", añadió.

Para este estudio, los investigadores siguieron a 354 pacientes programados para someterse a una seria cirugía electiva no cardiaca. Todos los procedimientos requerían anestesia general y fueron en su mayoría intra-abdominales u ortopédicos, incluyendo reemplazo de articulaciones y rodilla. La edad promedio de los participantes fue de 69.5 años, más de la mitad (57 por ciento) eran mujeres, y tenían un promedio de 13.5 años de educación.

Todos los participantes recibieron la misma serie de pruebas antes de la cirugía, tras ser dados de alta del hospital, tres meses después de la cirugía y de nuevo dos años más tarde. Las pruebas medían aspectos como la atención y concentración, y la habilidad de aprendizaje oral.

A los tres meses, el 59 por ciento de los pacientes que había experimentado una reducción cognitiva cuando fue dado de alta del hospital experimentó mejoras, aunque no tan considerables como aquellos que no manifestaron una reducción al momento de ser dados de alta. Aquellos que tenían problemas cognitivos al momento de ser dados de alta eran más propensos a tener problemas cognitivos dos años después.

Aún no está claro qué provoca esta reducción, pero los autores tienen algunas ideas. "Quizá es una respuesta inflamatoria a la cirugía", señaló Monk. "También podría haber un subgrupo de pacientes que está predispuesto [a sufrir una reducción cognitiva] previo a la cirugía. Tal vez padecían algunos cambios cognitivos menores que no habían sido detectados y, debido a esto, estas personas tienen menos reserva cognitiva".

Los cambios podrían estar más directamente relacionados con la anestesia. "Además, algunas podrían ser neurotóxicas o causar algunos cambios neurológicos de los cuales no tenemos conocimiento", apuntó Monk. "Los mecanismos de la anestesia no se comprenden muy bien".

El siguiente paso lógico para los investigadores es tratar de evaluar el papel que los anestésicos podrían estar jugando en la reducción cognitiva, apuntó Monk.

Luego, los científicos puedan determinar cómo resolver o prevenir el problema.

"Sabemos que [la reducción cognitiva] aparece tras una cirugía cardiaca", declaró Monk. "El mío es el segundo estudio más grande en demostrar que éste aparece tras una cirugía no cardiaca. Hemos identificado el problema y validado que si ocurre, ahora necesitamos estudiar los mecanismos e intervenciones para minimizar o prevenir el problema".

Más información

La American Society of Anesthesiologists tiene más información sobre la persona de edad avanzada como paciente.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
FUENTES: Terri Monk, M.D., professor, anesthesiology, Duke University School of Medicine, Durham, N.C.; Vincent Marchello, M.D., medical director, Metropolitan Jewish Geriatric Center, New York City; Oct. 26, 2004, presentation, American Society of Anesthesiologists annual meeting, Las Vegas
Consumer News in Spanish