MIÉRCOLES 12 de enero (HealthDayNews/HispaniCare) -- Aunque la Internet se convierte en un recurso cada vez más rico en información de salud, una gran parte de los estadounidenses mayores aún está fuera de su alcance, según plantea una encuesta.

Menos de un tercio de la población de 65 años o más ha navegado en línea, y solamente el 21 por ciento ha buscado información sobre salud en línea, reportó la Kaiser Family Foundation el miércoles.

Aquellos con ingresos más bajos y menor educación son menos aptos a explorar la riqueza de ofertas de la Web. Sólo el 15 por ciento de los mayores con ingresos familiares por debajo de $20,000 al año, por ejemplo, han navegado en línea. La proporción que utiliza Internet aumenta a un 40 por ciento entre los mayores con ingreso de $20,000 a $49,000, y a 65 por ciento entre aquellos con ingresos de $50,000 o más al año.

Estudios anteriores han demostrado una "división digital" similar en la población general tomando como base el estatus socioeconómico. "El observar esta deplorable realidad entre los mayores resultó toda una revelación", señaló Victoria Rideout, autora del estudio, vicepresidenta y directora del Programa de la Kaiser para el Estudio del Entretenimiento en Medios de Comunicación electrónicos y la Salud.

"Mientras esa división exista", añadió, "se limita el potencial de utilidad de Internet para aquellos que necesitan información de salud".

Esto preocupa a algunos defensores de los mayores, específicamente porque Medicare se prepara para presentar un nuevo beneficio de medicamento ambulatorio que entrará en efecto a partir de 2006.

"La Internet es una herramienta maravillosa para asesores relativamente sofisticados y bien capacitados. A veces resulta una herramienta valiosa para niños u otros proveedores de cuidado de personas con Medicare. [Sin embargo], es sólo ocasionalmente útil para los consumidores de Medicare en sí mismos", indicó Robert M. Hayes, presidente y asesor general del Medicare Rights Center, un servicio de asesoría de la ciudad de Nueva York para los beneficiarios de Medicare.

Al momento de la encuesta de la Kaiser, sólo el 2 por ciento de todos los mayores había navegado en línea el sitio de Medicare.gov, y estudios posteriores indican que la proporción de usuarios mayores aún es reducida.

Los Centers for Medicare & Medicaid Services (CMS), la agencia que administra Medicare, ofrece amplias herramientas en línea para descifrar los beneficios de Medicare. La misma información se encuentra disponible si llama al 1-800-Medicare, manifestó un vocero. Y muchos beneficiarios son capaces de explorar Internet con la asistencia de asesores de centros para personas mayores, o de familiares experimentados en la Web.

El informe de la Kaiser es el primero en examinar de cerca el uso de Internet por parte de personas mayores en búsqueda de información sobre salud y como esto podría cambiar a medida que la generación del baby boom envejece. Los resultados están basados en una encuesta telefónica representativa a nivel nacional de 1,450 adultos de 50 años o más realizada entre marzo y abril.

Los mayores afirmaron que no utilizan Internet para nada o no muy a menudo, básicamente porque nunca aprendieron cómo (44 por ciento); es demasiado complicado (33 por ciento); y no hay nada en la Web que sea de su interés (27 por ciento). Uno de cada cuatro afirmó que era demasiado costoso; el mismo número creía que alguien intentaría engañarle, robarle o tomar ventaja mientras estuviera en línea.

Entre la minoría que navegaba en línea para buscar información sobre salud, el 37 por ciento apuntó que buscaba información de medicamentos, el tema más popular en línea.

Existe razón para creer que la Internet jugará un rol más importante como medio de información para estadounidenses mayores a medida que la generación del baby boom envejezca y entre a formar parte del Medicare. La encuesta muestra números sustanciales de personas entre los 50 y 60 años, la próxima generación de ciudadanos mayores de los Estados Unidos, que navega en línea (70 por ciento) y más de la mitad utiliza Internet para buscar información sobre salud (53 por ciento).

El desafío a enfrentar por parte de los defensores de salud y legisladores es hacer que la Internet sea accesible y útil para la actual población de ciudadanos mayores.

"Ante todo, creo que necesitamos empezar un dialogo sobre lo que será necesario para lograr que más personas mayores puedan acceder en línea al uso de esta herramienta", sostuvo Rideout.

No obstante, destacó la necesidad continua de esfuerzos de alcance comunitario realizados por asesores sanitarios capacitados. Con el lanzamiento en junio pasado del programa de descuento de medicamentos de Medicare y el próximo beneficio de medicamentos con receta, los mayores están llamados a realizar elecciones cada vez más complejas, explicó Rideout. "La Internet no es una solución instantánea para realizar esas elecciones".

Más información

Los resultados de la encuesta están disponible en línea en la Kaiser Family Foundation.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
Read this Next
About UsOur ProductsCustom SolutionsHow it’s SoldOur ResultsDeliveryContact UsBlogPrivacy PolicyFAQ