Café para combatir las caries

Nueva investigación sugiere que la java puede evitar las caries

Martes, 12 de marzo (HealthDayNews) -- ¿No puedes cepillarte después de cada comida? Prueba terminar el almuerzo o la cena, sorbiendo un buche de café.

Así es, café. Siempre y cuando sea bajo en azúcar, podría ayudar a prevenir las caries mayormente evitando que ciertas bacterias se adhieran a los dientes.

Investigadores italianos de la Universidad de Pavia y el Instituto de Microbiología en Anconia indicaron que ciertos cafés tostados y verdes poseen poderosas propiedades antiadhesivas que pueden evitar que el germen que ocasiona las caries se adhiera al diente.

Al menos eso es lo que han demostrado pruebas temprana en un laboratorio.

Sin embargo, los expertos estadounidenses advierten que el hallazgo, que aparece en la más reciente edición de la Journal of Agriculture and Food Science, es preliminar y que la premisa es inestable.

"Primero, ni siquiera estamos completamente seguros de que S mutans es la bacteria que causa caries", indicó el dentista doctor Jack Klatell, director del Departamento de Odontología en la Escuela de Medicina de Mount Sinai en la ciudad de Nueva York.

Lo más importante, las caries no se forman por lo general en la superficie del diente, donde el café estaría realizando su trabajo, indicó Klatell.

"Las caries se forman en las pequeñas fisuras, dentro de los rincones y las pequeñas grietas del diente donde se puede esconder la bacteria", explicó Klatell. Así pues, a menos que el café sea bombeado en la boca mediante un atomizador de alta presión, Klatell indicó que tiene sus duda de que resultase en mucha protección.

No obstante da algún crédito a su descubrimiento: "Es posible, por supuesto, que algún día podamos ser capaces de encontrar algún tratamiento basado en café que pueda llegar a las áreas de la boca donde la bacteria se oculta. En cuanto a ese respecto, de hecho, los investigadores pueden realizar algo con este hallazgo".

Estudios previos han demostrado que tanto el té como el jugo de arándano posee un tipo similar de propiedades antiadhesivas. El jugo de arándano también ayuda a reducir la infecciones del tracto urinario, evitando que las bacterias se adhieran a la pared de la vejiga.

Ahora, los investigadores están aplicando el mismo principio al café.

La nueva investigación examinó granos de dos de las más populares plantas de café Coffea Arabica y Coffea Robuta. Varias muestras de café comercial, así como componentes de los granos de café, se analizaron para su capacidad en interferir con la bacteria S. Mutans, un germen que se combina con la saliva y se adhiere a la superficie del diente. Eventualmente, encuentra su lugar en los rincones y las grietas del diente, donde Klatell dijo que la caries comienzan a formarse.

De acuerdo con la autora principal Gabriella Gazzani, la teoría es que si las propiedades antiadhesivas del café pueden proteger los dientes, la bacteria no podrá establecerse.

Todas las soluciones de café tienen altas propiedades antiadhesivas, debido a tanto las que se dan de forma natural como a las moléculas de tostado inducido, manifestó Gazzani en una declaración acerca de su trabajo. No obstante, añadió, en el café específico analizado en este estudio, los efectos inhibidores de la bacteria S. Mutans fueron tan altos como 98 por ciento.

El estudio examinó una variedad de compuestos de café, incluyendo tanto variedades cafeinadas como descafeinadas, así como los instantáneos o molidos. Los investigadores examinaron café hecho de granos que habían tostado y molido, así como café comercial.

Todas las variedades se seleccionaron por tipo granos de café verde, y tres categoría de granos tostados, ligero, mediano y oscuro. Todos preparados de manera similar, utilizando agua hervida para elaborar los granos y el café comercial molido, incluyendo los tipos descafeinados e instantáneos.

Al mismo tiempo, los investigadores cultivaron especimenes de la bacteria S.mutans en un laboratorio en concentraciones que típicamente entrarían en contacto con los dientes.

Los investigadores entonces recogieron saliva de cuatro adultos saludables. Las muestras de saliva se mantuvieron en recipientes de hielo hasta que estaban preparadas para ser esterilizada y centrifugadas puestas en una máquina que separaría la saliva de otras partículas encontradas en la boca. Eventualmente la saliva purificada se combinó con la bacteria para una disolución productora de carie.

En la etapa tercera y final de la investigación, moldes simulando esmalte, creadas en el laboratorio, que representaban esmalte dental se colocaron a través de varias etapas de exposición. Las etapas incluían proteger las con la solución de café, entonces exponerlas a la saliva y la bacteria, o exponer los moldes a la solución de bacteria primero, entonces los varios tipos de café.

El resultado final: se encontró que todas las soluciones de café tenían propiedades antiadhesivas, pero a unas se desempeñaron mejor que otras.

El hallazgo sorprendente era que el café instantáneo se desempeñó mejor que el elaborado, con una incrementada capacidad de alejar la bacteria de moldes simulando esmalte.

Hay una advertencia: Todos los cafés fueron preparados sin leche, crema o azúcar ingredientes que Klatell indicó que podría no sólo afectar las propiedades antiadhesivas, sino que también podrían motivar la formación de caries, atrayendo más gérmenes al diente y manteniéndolos allí.

"Si el café ayuda a transportar el azúcar a la superficie del diente, entonces es probable que cualesquiera propiedades antiadhesivas pierdan efectividad", argumentó Klatell.

Qué hacer: Para más información sobre lo que causa las caries, visita La Asociación Dental Americana. Para saber más acerca de prevenir las caries en niños, visita La Zona Dental.

FUENTES: Jack Klatell, DDS, director, Departamento de Odontología, Escuela de Medicina de Mount Sinai, cuidad de Nueva York; 27 de febrero de 2002, "Journal of Agriculture and Food Science"
Consumer News in Spanish