See What HealthDay Can Do For You
Contact Us

La temporada de fiestas no tiene porque engordarlo

Hacer ejercicios y comer moderadamente podrían ayudar a prevenir el aumento de peso

MARTES 14 de diciembre (HealthDayNews/HispaniCare) -- Las fiestas de invierno traen consigo abundantes delicias que normalmente disfrutamos una vez al año.

Ya sea que se trate de una cena elaborada con todas las guarniciones o una caja de regalo de chocolates gourmet, las tentaciones pueden seducir la voluntad incluso de aquellos que controlan su peso de manera estricta.

Sin embargo, si usted es inteligente al respecto, podrá disfrutar de sus fiestas favoritas sin aumentar de peso.

Walter R. Thompson, profesor de nutrición y kinesiología y salud en la Universidad del Estado de Georgia, señala que se reduce a una simple ecuación. "Perder peso es una cuestión de equilibrio entre la ingesta de energía y la energía consumida". Aunque incluso Thompson tiende a bajar la guardia.

Recientemente, la hija de Thompson trajo a casa un plato de galletas de trocitos de chocolate. "Y creo que probablemente me he comido una docena desde ayer", apuntó. Normalmente, solo se come una, así que lo arregló de la siguiente manera: "Troté media milla extra esta mañana cuando salí a correr".

Además, lo planifica con antelación. Cuando regrese de un congreso en Alemania, su rutina habitual de correr tres días a la semana se transformará en un ritual diario, al menos hasta que queme las calorías extras que espera consumir durante su visita al extranjero.

Se asume en general que el estadounidense promedio aumenta 5 libras o más entre el Día de Gracias y el de Año Nuevo. En cambio, los investigadores del National Institute of Child Health and Human Development y del National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases no están de acuerdo con esta premisa. En su estudio, publicado varios años atrás en el New England Journal of Medicine, se encontró que las personas en realidad ganan mucho menos peso. No obstante, con el transcurso de los años, el peso que se gana en la temporada de fiestas parece adherirse a las personas; lo que podría contar en el aumento sustancial del peso corporal que ocurre con frecuencia en la adultez, concluyeron.

Los autores midieron el aumento de peso en una muestra de 195 adultos de septiembre a marzo; 165 personas volvieron en junio y septiembre u octubre para someterse a medidas de seguimiento. Los participantes ganaron en promedio alrededor de una libra en el periodo de septiembre a marzo; el 75 por ciento de ese aumento ocurrió durante el periodo de fiestas.

En promedio, las personas aumentan 1.36 libras al año, lo que significa que el peso ganado durante los meses de invierno no se elimina ni en primavera ni en verano, indicaron los autores. Esos aumentos parecen ser acumulativos. Para las personas que ya son obesas o tienen sobrepeso, la época de fiestas puede constituir un riesgo especial, anotaron los autores, ya que ese peso extra ganado les pone en un mayor riesgo de sufrir diabetes, enfermedades cardiovasculares u otras condiciones.

Entonces, elaborar un plan durante esos días festivos para mantener ese peso extra lejos, ¿no tendría sentido?

"Estoy pensando ahora mismo hacerlo mucho mejor este año", afirmó Joanne R. Lupton, profesora de nutrición de la Universidad A&M de Texas.

Lupton, que se describe a sí misma como un tipo Martha Stewart, no preparará alimentos muy elaborados este año para entretener a sus seres queridos. Hará algo simple, ofrecerá entremeses bajos en calorías antes del plato principal tales como vegetales troceados y salsas como aliño, así como acompañamientos sanos. Y ella posiblemente sugerirá realizar una caminata por el vecindario después de la cena.

"Es más fácil sentarse e ingerir 4,000 calorías en una cena [en esta temporada]", reconoció Lupton. Aunque el pavo es un plato principal bajo en calorías, todos los extras tales como papas fritas, aliños, y acompañamientos altos en calorías pueden entorpecer su propósito, apuntó. Gran parte de las mujeres que no son muy activas pueden comer solamente 2,000 calorías sin ganar peso, añadió.

Además, observó Lupton, que las personas que mantienen su peso con éxito tienden a ser previsoras. Así, si le es posible, planifique adecuadamente, sugirió. Si asiste a la fiesta navideña de su pareja, no es una mala idea ingerir algo nutritivo antes de ir para que no esté hambriento cuando llegue a la cena. Y sea selectivo.

"No tiene porque probarlo todo", insistió Lupton.

Si desea comer sano en el buffet, opte por carnes magras, pan de granos enteros y queso duro en vez de proteínas grasosas, pan blanco y queso Brie. Si desea tomar algo, prefiera un vaso de vino tinto o blanco en vez de un ponche alto en calorías.

¿El carrito de postres le está tentando? "Creo que lo que debe hacer es no privarse de ese alimento, pero coma con moderación", insistió Lupton. "No coloque el trozo completo en su plato esperando comer sólo tres cucharaditas".

La moderación es la clave, acordó Thompson. También recuerda a las personas que no deben posponer su programa de ejercicios sólo porque se trata de un día de fiesta. Sugiere que se debe incorporar al día, ya que " es mucho más fácil ganar peso que perderlo".

Más información

El International Food Information Council tiene más recomendaciones sobre hábitos alimenticios sanos.


Artículo por HealthDay, traducido por HispaniCare
FUENTES: Walter R. Thompson, Ph.D., professor, nutrition, College of Health and Human Sciences, and professor, kinesiology and health, College of Education, Georgia State University, Atlanta; Joanne R. Lupton, Ph.D., professor, nutrition, Texas A&M University, College Station; March 2000 New England Journal of Medicine
Consumer News in Spanish
undefined
undefinedundefined